Control del agua cómodo con sensores ocultos para una variedad de diseño máxima

Basándose en un reconocimiento de movimiento activo Dornbracht Touchfree funciona con sensores ocultos en la grifería y se puede combinar con todas las series de Dornbracht. Desarrollado especialmente para el ámbito semipúblico, el control sin contacto y automático promete junto a la elevada comodidad también un máximo de libertad de diseño para arquitectos, interioristas y proyectistas.

Las aplicaciones sin contacto se están volviendo cada vez más importantes en lugares con un elevado número de visitantes, entre otros espacios sanitarios semipúblicos en hoteles, oficinas, restaurantes o salas de aeropuertos. Mientras que hasta ahora en esos ámbitos se han utilizado sobre todo sensores de infrarrojos para las griferías de lavabo, Dornbracht introduce con Touchfree por primera vez las ventajas de la tecnología de alta frecuencia en estos ámbitos. El valor añadido: Touchfree funciona con sensores ocultos en la grifería y puede ajustarse, como en el caso de un detector de movimiento, a diferentes alcances. El sensor Touchfree hace fluir el agua de forma segura y cómoda y vuelve a detener el flujo tan pronto como la persona se aleja del lavabo.

Libertad de diseño máxima gracias a las numerosas posibilidades de combinación

La técnica detrás de Dornbracht Touchfree, eSet Touchfree, se puede combinar con todas las series de diseño de Dornbracht. eSet está disponible como una solución a la vista para lavabos con caño de salida vertical y como solución empotrada para los caños de salida murales, con o sin ajuste de temperatura. Se instala fácilmente debajo del lavabo, y no es visible para el usuario. Dornbracht ofrece con Touchfree no sólo una solución higiénica y duradera para los espacios sanitarios semipúblicos de alta calidad, sino también la mayor libertad de planificación posible para arquitectos, interioristas y proyectistas.

Se puede ajustar individualmente

Comparable con la tecnología de un detector de movimiento Dornbracht Touchfree puede ajustarse de muchas formas. El sensor Touchfree se programa automáticamente durante la primera puesta en marcha, pero su sensibilidad puede ajustarse en todo momento según las necesidades individuales. Además, también se pueden ajustar la desinfección térmica y la temperatura del agua. Gracias a que puede ajustarse el tiempo de funcionamiento Dornbracht Touchfree resulta especialmente ecológico. Un efecto que se refuerza todavía más gracias a la combinación con griferías que ahorran agua (p. ej. Dornbracht CL.1).